Las alarmas contra incendio son equipos necesarios y que se deben tener en cualquier inmueble, son indispensables para evitar accidentes graves y pérdidas materiales o humanas.

Todo tipo de alarma debe tener el mantenimiento adecuado para que funcione a la perfección. En el mercado, hay dos tipos de alarmas: manuales y automáticas; el sistema de las alarmas manuales no han cambiado con el tiempo.

Alarmas automáticas

Detectores de calor
Son sistemas económicos, se pueden utilizar en hogares y oficinas pequeñas. La desventaja de este tipo de equipo es que son sistemas lentos para reaccionar ante un incendio.

Detectores de humo

Este sistema es el más común y utilizado a nivel mundial, se pueden emplear en casas y edificios, sin embargo, hay varios modelos de detectores de humo, depende del tamaño del inmueble, pisos y metros cuadrados.

Detectores de humo para ductos


Se utilizan como sistemas de prevención, cuando el humo se propaga a diferentes zonas del inmueble. Este modelo es recomendable para oficinas, industrias y edificios grandes.